En Iquique
Parroquia San Antonio de Padua

El 7 de enero de 1899 el Vicario Apostólico, Monseñor Guillermo Juan Carter autorizó la petición del fraile Esteban Pérez de fundar canónicamente, en la Iglesia del Sagrado Corazón de Jesús en Iquique, la Tercera Orden de San Francisco. Para llevar a cabo la construcción del templo y un pequeño convento, el señor Agustín Orriols donó un terreno en calle Latorre esquina de 21 de Mayo.

La ceremonia de colocación de la primera piedra se realizaría el domingo 7 de mayo de 1899 bajo la advocación de San Antonio de Padua. Ese día se destina una pieza del convento para usarla de Capilla, mientras se esperaba la edificación del templo definitivo. Al día siguiente fue celebrada la primera Misa con que fue inaugurado el provisorio templo; en tanto, la Iglesia Catedral le proporcionó los utensilios, paramentos y objetos sagrados necesarios.

En 1987, el padre misionero franciscano Paulo Dierckx llegó a la Diócesis de Iquique para ocupar el cargo de Vicario parroquial de la ya erigida Parroquia San Antonio de Padua y las Capillas correspondientes. Luego Monseñor Francisco Javier Prado Aránguiz le invitó a realizar un trabajo pastoral y evangelizador en los pueblos del interior de la Provincia. El padre Dierckx continuó su trabajo evangelizador hasta septiembre de 2004, fecha en que regresó a su Bélgica natal.

Actualmente la comunidad franciscana de laicos desarrolla diversos grupos y movimientos con el objetivo de acercar las enseñanzas de Cristo al entorno del sector. Se trata del Área Solidaria, Adulto Mayor, y el grupo de jóvenes denominado "Vida en Francisco" que realizan un servicio solidario a los sectores de escasos recursos. En cuanto a la evangelización, esta se lleva a cabo mediante Talleres, Misioneros y Oración Adultos y Jóvenes, además de los grupos Corazón de Jesús, Devoción a Jesús, EJE, JUPACH, Catequesis Familiar y el Equipo de Liturgia.

Bajo la Jurisdicción de la Parroquia San Antonio de Padua encontramos las siguientes capillas:

En Iquique
  • a) Cristo Rey
Entre los años 1956 y 1958, un sacerdote franciscano toma la iniciativa de formar una comunidad en la población Caupolicán. Para ello consigue el frontis de la casa de Isaura Pérez y luego el terreno colindante donde comienza a funcionar de manera provisoria una pequeña comunidad denominada Capilla Caupolicán.

Monseñor Pedro Aguilera Narbona autorizó trasladar los enseres de la ex Oficina Santa Laura hasta el nuevo templo, por lo que fue posible traer las imágenes, crucifijo, altar, cáliz, patena, candelabros, incensario, gaveta, órgano, bancos reclinatorios, campanas y planchas de zinc para la techumbre de este templo.

El 5 de noviembre de 1961, el Obispo de Iquique inauguró esta nueva Capilla, cuya construcción fue posible gracias al esfuerzo de los feligreses y el apoyo de las Damas Italianas, Damas Españolas, Mujeres de Acción Católica Tercer Orden y Cofradía de Lourdes.

Posteriormente la comunidad se organiza para la confección del piso del templo y en 1965 comienzan a trabajar en la recaudación de los fondos necesarios para la construcción definitiva del templo. En 1967, se toma acuerdo de cambiar el nombre de Capilla Caupolicán por Capilla Cristo Rey.

En marzo de 1997, Monseñor Enrique Troncoso Troncoso, en vista de la solicitud del Párroco de San Antonio de Padua y la necesidad de atender mejor pastoralmente el extenso territorio de dicha comunidad parroquial decretó la construcción de un nuevo templo, contiguo al existente por ser muy antiguo y estrecho. Esta nueva Capilla fue dedicada a Cristo Rey el 10 de octubre de 1997 y diez días después se autorizó el traslado de los signos sagrados e imágenes desde la antigua capilla hasta el nuevo templo.

En Iquique
  • b) San Pablo

Esta comunidad fue creada en 1975 cuando un grupo de feligreses comienza a reunirse en un oratorio de propiedad de las Hijas de María Auxiliadora donde era celebrada la Santa Misa y se realizaba la catequesis. Al año siguiente, se adquirió el terreno de calle Segunda Sur N° 2340 y Monseñor José del Carmen Valle Gallardo colocó la primera piedra. El cierre de este sitio se hizo con malla de pescar y el techo con calamina y de esta provisoria y precaria forma los misioneros franciscanos celebraban la Eucaristía.

En 1979, los Franciscanos Belgas donaron una Capilla de madera para esta comunidad. En 1980, los padres Pablo Dierckx, Eduardo González y David Segovia impulsaron e inauguraron los comedores comunitarios infantiles, donde se les entregaba alimentos a los niños de escasos recursos. También se creó un botiquín sectorial atendido por los monitores que capacitaron a la comunidad en Primeros Auxilios.

La antigua estructura fue reemplazada por una edificación de material sólido, y el 3 de diciembre de 1998, el Obispo de Iquique Monseñor Enrique Troncoso Troncoso consagró solemnemente el nuevo templo, ubicado en el mismo lugar donde está la antigua Capilla, asignándole como titular y patrono a San Pablo.

En Iquique
  • c) Cristo de Emaús

En 1967 el padre franciscano Hugo Pottenberge forjó la idea de construir una capilla en la población Nueva Victoria debido a la gran población y la falta de trabajo pastoral que existía en ese sector de la ciudad. Con la venia del Obispo de Iquique, Monseñor José del Carmen Valle Gallardo y la ayuda económica del pueblo de Bélgica, comenzó la compra de materiales y se envió a confeccionar la estructura metálica para dar forma a la capilla.

Para la construcción de este nuevo templo, el padre Hugo buscó casa por casa a los vecinos y respondieron a aquella petición apostólica Ramón Rodríguez, Oscar Toledo, Juan Muñoz, José Dibona y sus respectivas esposas; también Roberto Vicencio, Elena Torres, Dora Chávez, Isabel Alvarez, Uberlinda Chávez, Teresa Garrido, Yolanda Lazcano, Silvio Bustamante, entre otros.

Es así como de este grupo nace la primera comunidad de la Capilla de Emaús, inaugurada el 12 de abril de 1968, en José Joaquín Pérez con el entonces denominado "antiguo camino a la pampa", hoy calle Orella.

En Iquique
  • d) Nuestra Señora de Los Dolores

En 1957, el trabajo pastoral de la población Pueblo Nuevo era atendido también por los padres franciscanos, quienes visitaban a los enfermos, trabajaban y jugaban con los niños, además de estudiar el Evangelio junto a los pobladores. También participaban de este trabajo pastoral los Bailes Religiosos que existían en el sector.

Gracias a la gestión del sacerdote belga Juan Venherk, fue posible construir el velatorio, cerrándolo con calamina al costado del cementerio N° 3. En ese lugar, habilitado con algunas banquillas y una mesa, donde se celebraron las Misas hasta 1975.

Posteriormente fue nombrada una directiva provisoria que se encargó de recaudar los fondos suficientes para construir el velatorio. Monseñor José del Carmen Valle logró conseguir un nuevo terreno y con el esfuerzo de los vecinos, el 16 de septiembre de 1979 fue inaugurada la nueva Capilla Nuestra Señora de los Dolores.

En Iquique

Parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro

Sus orígenes se remontan a noviembre del año 1907, cuando fue erigido un Oratorio en honor de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, por haberse transformado el sector de "El Colorado" en uno de los centros misionales de los Padres Redentoristas provenientes de Alsacia, invitados por el Vicario Apostólico de Tarapacá Monseñor Martín Rücker Sotomayor. Dicho Oratorio serviría como lugar de oración para niños de la escuela contigua hasta que un año después, el 1 de noviembre de 1908 este nuevo templo abrió sus puertas.

El 15 de agosto de 1931, día de la festividad de la asunción de la Santísima Virgen, el primer Obispo de Iquique, Monseñor Carlos Labbé Márquez creó y estableció la "Parroquia del Santísimo Sacramento de la Eucaristía de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro".

Desde esa fecha, en este territorio han sido erigidas tres capillas: El Carmen de Plaza Arica en 1933, Capilla San Carlos (actual San Lorenzo) de 1964 y Comunidad Pablo VI (actual Santa Teresa de Jesús de Los Andes).

Bajo la Jurisdicción de la Parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro encontramos las siguientes capillas:

En Iquique
  • a) San Lorenzo de la Reconciliación

Entre 1986 y 1987 era una casa particular donde se llevaron a cabo las primeras reuniones. Los padres Estigmatinos compraron esas dependencias y comenzaron a construir el templo definitivo para los feligreses del sector, el cual estuvo listo entre los años 1988 y 1989.

En tiempos en que el riesgo de adquirir el flagelo del cólera era demasiado amenazados, no se llevó a cabo la Fiesta de San Lorenzo en el pueblo de Tarapacá, entonces el padre Pablo García que ya asumido la comunidad, llevó hasta la Capilla la imagen de dicho Santo y a partir de entonces se vive la novena en la ciudad de Iquique.

Actualmente la Capilla San Lorenzo de la Reconciliación cuenta con grupos de oración, Bailes Religiosos, comedores fraternos, catequesis y grupos de ayuda fraterna y cargadores de San Lorenzo y para el adulto mayor.

En Iquique
  • b) Nuestra Señora del Carmen de Plaza Arica

Fue inaugurada el 12 de octubre de 1933 en San Martín con Plaza Arica. Fue considerada como un anhelo especialmente por los grupos de bailes religiosos que le dieron vida. Todos los actos fueron precedidos de una serie de actividades religiosas encabezadas por el Obispo Labbé.

El 30 de agosto de 1965, el Obispo de aquel entonces entregó la atención de la capilla al Párroco de la Parroquia de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro. Más tarde, el 6 de abril de 1977, Monseñor José del Carmen Valle Gallardo a solicitud del Capellán del Ejército Guillermo Murillo Rodríguez, autorizó la demolición de la Capilla de Plaza Arica para la edificación de un nuevo templo.

El 12 de noviembre de 1989, fue consagrado el nuevo templo de Nuestra Señora del Carmen de Plaza Arica, ubicado en el mismo lugar de la antigua capilla entre las calles Errázuriz con San Martín, dentro de la jurisdicción de la Parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro.

Desde hace setenta años y en forma ininterrumpida, en el sector de la Plaza Arica de nuestro puerto de Iquique, se lleva a efecto la festividad llamada "Fiesta del 12 de octubre". Son los Bailes Religiosos que desarrollan su ritual con sus cantos y danzas.

En Iquique
  • c) Capilla Hospital Dr. E. Torres G.
La capilla del Hospital Ernesto Torres Galdamez, formaba parte del complejo arquitectónico del hospital homólogo, el cual data del año 1885.

Este templo, fue levantado a fines del siglo XIX con el objetivo de entregar apoyo a quienes acudían al centro hospitalario en busca de consuelo y esperanza. Con los años, y la llegada de un tiempo mucho más dinámico, fue olvidada detrás del edificio hospitalario que se construyó durante el siglo siguiente.

El 18 de marzo de 1982 por ley N°17.288, según decreto N°771 en el artículo 32 N°8 de la Constitución Política de la República de Chile, fue declarada Monumento Histórico por el Ministerio de Educación y el Consejo de Monumentos Nacionales. Cuando se realizó el proyecto del nuevo hospital, las autoridades solicitaron que se restaurara la Capilla y fuera reubicada en un lugar accesible a toda la comunidad. Por ello actualmente se encuentra ubicada hacia el sector de la calle Thompson.

Monseñor Enrique Troncoso Troncoso, junto al párroco Fernando Terweduwe y la comunidad presente, reinauguraron la Capilla Hospital con estilo gótico y su interior de color crema. En la entrada se encuentra custodiada por dos ángeles y por la sagrada familia, donde se destacan las imágenes de Jesús, la Virgen María y San José con el niño Jesús en brazos, Monumento Nacional reinstalado por la empresa constructora Moller y Pérez Cotapos.

En Iquique
Parroquia San José

El 8 de diciembre de 1899 el Obispado de la Diócesis aprueba los estatutos de la "Sociedad Obrera San José" de Iquique y se declara que por ellos debe regirse dicha sociedad.

El 17 de agosto de 1931, Monseñor Carlos Labbé Márquez consideró que eran insuficientes las Parroquias en la ciudad de Iquique para atender el servicio espiritual que reclaman "las almas confiadas por la Divina Providencia" y creó y estableció la nueva Parroquia bajo la advocación de San José y le asignó sus límites: Al norte, Thompson entre Federico Errázuriz y Barros Arana; al sur, Manuel Rodríguez entre Barros Arana y Federico Errázuriz; al este, Federico Errázuriz entre Thompson y Manuel Rodríguez; y al oeste, Barros Arana entre Thompson y Manuel Rodríguez.

Actualmente la Parroquia San José, ubicada en calle Riquelme N° 1054, realiza su labor pastoral y evangelizadora a través de la Pastoral Familiar, Pastoral Juvenil, Encuentro Juvenil en el Espíritu (EJE), movimiento Corazón de María, Amigos de Jesús, JUPACH, Encuentros de Madres en el Espíritu (EME), Encuentros de Padres en el Espíritu (EPE), EBIJU, grupo de adulto mayor "Rey David" y Movimiento Laical Orionista (MLO), entre otros.

Bajo la Jurisdicción de la Parroquia San José se encuentra la siguiente capilla:

En Iquique
  • a)  Nuestra Señora del Rosario
Un grupo de vecinos viendo la necesidad de contar con un lugar de oración a Dios, se organizaron y dieron inicio a una nueva comunidad que comenzó a funcionar en la sede del Baile Religioso "Morenos de Humberstone", en el pasaje Nicolás Urrutia, el 7 de diciembre de 1987. Sin embargo, los feligreses alimentan el sueño de convertir un club de rayuela que funcionaba en el sector, en un templo para la alabanza a Dios y a la Virgen, para lo cual sin escatimar esfuerzos llevan a cabo diversas actividades.

Exactamente siete años más tarde, el 7 de diciembre de 1994, la cosecha de esta ardua labor dio sus frutos para la comunidad cristiana. Con el aporte de la Fundación Adveniat, en la víspera de la culminación del mes dedicado a la Santísima Virgen María, feligreses, sacerdotes y religiosas realizaron la procesión desde la sede del Baile Religioso donde funcionaban hacia el nuevo templo. Una vez en la nueva Capilla, el Obispo de Iquique Monseñor Enrique Troncoso Troncoso procedió a consagrar el templo y fue puesto bajo el patrocinio de la Santísima Virgen María, en su advocación de Nuestra Señora del Rosario.

En Iquique

Parroquia Santa Teresa del Niño Jesús

En vista de la insuficiente cantidad de templos para el extenso territorio que abarcaba Iquique, el Obispo de aquel entonces, Monseñor Carlos Labbé Márquez, creó y estableció los límites de la nueva Parroquia, el 15 de agosto de 1931 asignándole como titular y patrona a Santa Teresa del Niño Jesús.

El 1 de septiembre de 1944, y en vista de la solicitud del Párroco de dicho templo en la época, Monseñor Pedro Aguilera Narbona autorizó la bendición solemne con el Santísimo Sacramento en la Parroquia de Santa Teresa del Niño Jesús.

Actualmente la Parroquia Santa Teresa del Niño Jesús trabaja con los grupos de Catequesis Familiar, Confirmación, Encuentro de Oración, Acción Social de Damas Teresianas y Atención a los adultos mayores.

En Iquique

Parroquia San Norberto

El 10 de febrero de 1973, el entonces diácono Carlos Villagra, celebró la primera Liturgia en una casa ubicada en calle Humberstone de la población Gómez Carreño, con quienes constituiría la comunidad de la futura parroquia San Norberto.

Dos visitas a la semana, y el posterior encargo permanente del sector en 1977, fueron suficientes para ir creando y fortaleciendo las comunidades juveniles y de adultos, al mismo tiempo que comenzaba la tarea de construcción del templo y sus dependencias.

El 6 de junio de 1985, Monseñor Javier Prado Aránguiz decretó erigir y delimitó la nueva Parroquia San Norberto. También es formalmente nombrado responsable parroquial de la Parroquia San Norberto el diácono Villagra, y en 1992 es ordenado Sacerdote diocesano en la Catedral de Iquique, e inmediatamente se le confía el cargo de Párroco de San Norberto.

Junto con la construcción del templo parroquial, también se edificó un velatorio, un salón de cocina completamente equipado, siete salas para reuniones y una casa de retiro con dos salones. Una tercera etapa contempla dos oficinas, una sala para el club de la tercera edad, y un segundo paso para cinco salas más. Así fue creciendo y fructificando esta comunidad.

En Iquique
Parroquia Espíritu Santo

Debido a la extensión que abarcaba la Parroquia San Antonio de Padua, la distancia en que se encontraba la Iglesia de los habitantes de Playa Brava y Villa Soria, además del hecho de contar con las condiciones para crear una nueva parroquia, el 28 de marzo de 1972, se estableció una Vicaría Parroquial bajo la jurisdicción de dicho templo franciscano.

El 18 de febrero de 1977 fue confirmado el título del nuevo templo dedicado al "Espíritu Santo", quedando como denominación oficial "Vicaría del Espíritu Santo". A partir de esta fecha ocupó el cargo de Vicario Cooperador de la Parroquia San Antonio de Padua para atender esta nueva Vicaría, el padre José Javier Arribas.

En vista del crecimiento de la población y la llegada de los padres de San Columbano, el 20 de abril de 1980 fue decretada la creación de la Parroquia del Espíritu Santo que tendrá como titular a la Augusta Tercera Persona de la Santísima Trinidad. También se determinó que bajo la jurisdicción de la nueva Parroquia, estarían el templo de la Gruta de Lourdes, la Capilla de Nuestra Señora de Fátima y población Rubén Godoy.

Bajo la Jurisdicción de la Parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro encontramos las siguientes capillas:

En Iquique
  • a) San Pedro

Alrededor del año 1966 en una casa particular de calle Tercera Sur a la altura del 2100, se juntaban los primeros laicos que sentían la necesidad espiritual y de acercamiento a Dios. Esta incipiente comunidad encabezada por las vecinas Eva Terraza y Marta Bugueño, celebraba la Santa Misa en dicho lugar o en alguna casa de otros laicos comprometidos.

Con motivo del crecimiento de la población católica en el sector quisieron formalizar y concretar la comunidad que se había formado, y para ello requerían urgentemente de un templo que acogiera más cómodamente las oraciones, alabanzas, además de los sacramentos y talleres de moda, tejido y peinado que impartían a la población del entorno.

En el año 1968 esta comunidad realizaba la Misa de manera esporádica, sin embargo con el impulso que trajo el padre Roberto Quevillón, Misionero Oblato de María Inmaculada, y gracias a la colaboración de un grupo de damas, fue posible obtener el terreno de Galvarino esquina de Cuarta Sur (actual Diego Portales). Pronto llegó la donación de una casa prefabricada, la cual fue instalada en el sitio disponible, formando y dando impulso a la Comunidad Católica Juan XXIII. No obstante, después de los acontecimientos políticos de 1973, se produjo un receso en la actividad de la vida comunitaria y pastoral.

La nueva construcción, amplia y sólida, donde se reúne hoy esta comunidad, ubicada en Galvarino 2215, fue gestionada por el sacerdote Argimiro Aláez, gracias al apoyo del Obispado y a aportes de la Fundación Agrícola y Cultural de La Dehesa y de los feligreses y algunos colaboradores. Su edificación se inició a fines de enero de 2002 y fue bendecida por el Obispo Juan Barros Madrid en las fiestas de junio del mismo año.

En Iquique
  • b) San Patricio

Este templo tuvo sus inicios en tiempos de los albores de la población Rubén Godoy, no obstante el paulatino y rápido poblamiento del sector, la comunidad comenzó a organizarse para levantar un espacio donde poder encontrarse con Dios y la Santísima Virgen María. Es así como impulsados por el padre de San Columbano, Santiago Smoll, los feligreses se organizan y logran construir con material ligero la Capilla San Patricio, siendo inaugurada el 29 de septiembre de 1979.

Con el paso de los años, la población creció y el templo no era lo suficientemente grande para acogerlos cómodamente a todos. Con este motivo y la solicitud del Párroco del Espíritu Santo y la necesidad de atender mejor pastoralmente al extenso territorio de dicha comunidad, el 30 de noviembre de 1993, el Obispo de Iquique Monseñor Enrique Troncoso Troncoso decretó la construcción de una capilla dedicada en honor a San Patricio ubicada entre las calles Parral con Copihues, que reemplace al antiguo templo que allí funcionaba.

Su construcción levantada en material sólido, con un total de 215 metros cuadrados, fue posible gracias a la comunidad, a los Padres Columbanos, la Fundación Adveniat, la sociedad constructora y sus trabajadores.

Actualmente esta comunidad realiza su trabajo pastoral mediante los grupos de catequesis de niños y jóvenes, matrimonial, pre-bautismal, grupos de pre-adolescentes, pre-juvenil, club de adulto mayor Santa Cecilia y cursos de animadores.

En Iquique
  • c) Nuestra Señora de Fátima

Sus inicios datan de 1960 cuando la población comenzaba a crecer y los Padres Misioneros Oblatos, quienes en ese tiempo estaban a cargo de la comunidad cristiana de las Salitreras, vieron la necesidad de acercarse más a las poblaciones emergentes que aumentaban de manera progresiva.

Los religiosos inician un trabajo evangelizador visitando casa por casa hasta 1966. En un gran esfuerzo y compromiso de los feligreses de dicha comunidad, que comenzaron a celebrar misas en dependencias de la Junta Vecinal, iniciaron la edificación de un templo en el lugar donde hoy funciona la Capilla Nuestra Señora de Fátima.

En 1993, con el inicio del trabajo pastoral quedó al descubierto la gran necesidad de agrandar el templo en el sector y gracias al apoyo de Monseñor Enrique Troncoso Troncoso, se logró obtener la casa contigua que se comenzó a adaptar para llevar a cabo las distintas labores de la comunidad. Dos años más tarde se construyó la Capilla, mientras que recién el 23 de mayo de 1998, fue consagrada solemnemente bajo la advocación de "Nuestra Señora de Fátima".

En Iquique
Parroquia Santa Rita de Casia

En el año 1979, un sacerdote columbano de la Parroquia del Espíritu Santo anima a un grupo de vecinos de la Villa Magisterio, en el sector sur de la ciudad, a formar una pequeña comunidad de base, conformada en ese tiempo por unos veinte vecinos del sector.

Las reuniones y celebraciones de la Eucaristía se celebraban en casas particulares de los mismos feligreses. También lo hacían en una sede vecinal. Posteriormente, la municipalidad entregó al Obispado el terreno actual del templo y dependencias en un comodato por 90 años cuya ubicación es Playa Blanca 2359, esquina Pampa Germania.

Con ayuda de Adveniat (católicos alemanes) se construyó primero un salón que fue utilizado como Capilla alrededor de 1984. Inmediatamente se crea un comité de damas quienes dan impulso a todos los quehaceres del templo y comienza la catequesis familiar. La capilla de Santa Rita dependía entonces de la Parroquia del Espíritu Santo.

Alrededor de 1987 se inicia la construcción del templo, cuyos planos y edificación corresponden a una réplica del templo en honor a la Virgen del Carmen de la Ciudad de Arica, y en 1989 se construye la casa parroquial.

La Parroquia Santa Rita de Casia, presta servicios de catequesis familiar, confirmación, pre-bautismal, pre-matrimonial, comité de acción social de damas, grupos de oración, club de abuelitas, neo-catecumenado y secretaria-administración.

Bajo la Jurisdicción de la Parroquia Santa Rita de Casia se encuentran las siguientes capillas:

En Iquique
  • a) Nuestra Señora de la Esperanza

Al habitarse el sector de Las Dunas alrededor del año 1985, la gente comenzó a agruparse para formar una comunidad donde desarrollar y fortalecer la fe en los católicos de las inmediaciones. Esta iniciativa estaba asesorada por los sacerdotes y religiosas de San Columbano, que en ese tiempo se encontraban a cargo de la Parroquia Espíritu Santo.

En 1986, gracias a los feligreses y al apoyo de la Fundación Adveniat, fue posible edificar la nueva Capilla dedicada a Nuestra Señora de la Esperanza. Posteriormente en 1990 se amplió el edificio con la construcción de algunas salas y el cierre con reja de fierro.

Desde sus inicios, este templo desarrolló grupos pastorales de catequesis familiar, de renovación y un comedor infantil. Este último finalizó su actividad en 1990. Hoy también existen los grupos de infancia misionera, pre-bautismal, grupo solidario, además de la Misa dominical y del día viernes a las 19:30 horas.

En Iquique
  • b) San Martín de Porres

Tiene sus inicios en 1989 en el entonces nuevo sector sur de la Parroquia Santa Rita de Casia, llamado Las Dunas III, bajo la asesoría de la hermana columbana Catalina O'Riordan. Se formó como comunidad en el año 1991, ocupando de manera provisoria la sede vecinal de dicho sector. Gracias a las gestiones del Padre Daniel López, fue posible conseguir con el Serviu el terreno para la construcción definitiva del templo.

Con estos motivos y a solicitud del presbítero y la necesidad de atender mejor pastoralmente el extenso territorio de la comunidad de Santa Rita de Casia, el 2 de mayo de 1992, Monseñor Enrique Troncoso Troncoso autorizó la construcción de una Capilla ubicada en calle Los Algarrobos 3445 de esta ciudad. También la bendijo y consagró en honor a San Martín de Porres. Tres meses después, el 8 de agosto, el Obispo diocesano procedió a bendecir el nuevo templo, que desde sus inicios fue atendido por los Religiosos Franciscanos Misioneros de María.

La labor pastoral de este templo, cuya construcción fue posible gracias a los esfuerzos de la comunidad y especialmente de la Fundación Adveniat, comenzó a estructurarse con catequesis familiar, confirmaciones, pre-bautismal, grupo solidario y coordinadores de la nueva evangelización, entre otros grupos dirigidos al trabajo pastoral que se han fortalecido con el tiempo.

En Iquique

Parroquia Padre Alberto Hurtado

Alrededor de 1994 se reúne un grupo de personas para formar una comunidad de la que se harían cargo las religiosas Franciscanas Misioneras de María. Esta iniciativa comienza a funcionar en dos casas prestadas. Ambas ubicadas en calle Chauca esquina de la Avenida Padre Hurtado.

Una de dichas habitaciones era utilizada exclusivamente para celebrar la Eucaristía de los días Domingo en la tarde. El padre Jesús María, sacerdote español, era quien presidía en aquel entonces la Santa Misa. En la segunda casa se realizaban la catequesis familiar y también algún acto de acción social. En ese tiempo se forman dos grupos de catequesis, ambos a cargo de laicos comprometidos, señoras Glenda Brito y Myriam Barraza. También se contaba con un pequeño coro que estaba a cargo de Pedro Troncoso y su familia. Se efectuaron distintas actividades para poder solventar algunos gastos que requería la comunidad.

En el año 1995 se entrega construida la Capilla Padre Alberto Hurtado, ubicada en Calle Cinco, entre la Avenida La Tirana y Pedro Prado. Con el objetivo de que la comunidad identificara el templo, se instala una cruz de madera construida por Jorge Rivera y Renato Lacourt. De esta forma, dicha comunidad comienza a tomar cuerpo y con la catequesis familiar, el padre Argimiro Aláez inicia las primeras comuniones a los feligreses.

En ese entonces, la Capilla Padre Alberto Hurtado dependía de la Parroquia Santa Rita de Casia. Sin embargo, y en vista de la necesidad pastoral del nuevo sector sur de la ciudad, el 14 de marzo de 2000 es nombrado el padre Jorge Núñez Burgos, responsable pastoral de esta comunidad, equiparándose a una Cuasi-parroquia, con dependencia del Obispo diocesano, a contar del 19 de marzo de 2000".

En Iquique
Iglesia Santísimo Sacramento

El 8 de diciembre de 1912, se colocó la primera piedra y casi dos años más tarde, el 7 de octubre de 1914, es bendecido el templo recién construido bajo la administración eclesiástica de Monseñor José María Caro.

El 20 de abril de 1980 se fijan nuevos límites a las parroquias de Iquique. La del Santísimo Sacramento desaparece como parroquia y queda como Vicaría dependiente de la Catedral.

En la actualidad hay culto eucarístico, catequesis, el grupo JUPACH, Caritas Parroquial, acciones de ayuda fraterna y reuniones juveniles. También funcionan cuatro talleres laborales que integran a unas sesenta personas en actividades de corte y confección, peluquería, tejido y electricidad.

Los días jueves a las 19:00 horas se encuentra establecida la Adoración al Santísimo, y 30 minutos después, la celebración de la Santa Misa. Los sábado la Eucaristía está programada para las 20:00 horas y el domingo, a las 11:00 y 19:30 horas.

En Alto Hospicio

Parroquia Nuestra Señora de la Paz

El 7 de abril de 1994, Monseñor Enrique Troncoso Troncoso nombra a los encargados del trabajo evangelizador en Alto Hospicio y les encomienda la preocupación de una eventual futura Parroquia en el sector.

El 25 de mayo del año siguiente, el Obispo de Iquique decretó la erección y los límites de la Parroquia Nuestra Señora de la Paz, desmembrada de la Parroquia San José de Pozo Almonte y Santísimo Redentor de Huara. También fueron designados su primer Párroco, el padre Sean O'Connor y como Vicario Parroquial el sacerdote George Hogarty; ambos Misioneros de San Columbano tomaron posesión de sus correspondientes cargos el 11 de junio de 1995.

El 28 de abril del año 2007, debido a la necesidad pastoral emergente, le fue desmembrada la capilla Doce Apóstoles para ser erigida como parroquia. También la capilla Padre Pío y las comunidades Santa Catalina y San José, para ser entregadas a la  Parroquia Doce Apóstoles.

Bajo la jurisdicción de Nuestra Señora de la Paz encontramos las siguientes capillas:

En Alto Hospicio
  • a) Padre Alberto Hurtado

Su construcción se inició a mediados de 1994 por necesidades exclusivas de la filial del Hogar de Cristo en Iquique. En 1996, el explosivo crecimiento de la ciudad circundó rápidamente este templo, dejando a la Parroquia Nuestra Señora de la Paz fuera del perímetro céntrico de la población. Con este motivo las autoridades de esta fundación de beneficencia entregaron el templo a la comunidad católica. Al año siguiente se formalizó dicho acto en una ceremonia solemne y el templo fue transferido al Obispado de Iquique.

En Alto Hospicio
  • b) San Lorenzo

El 15 de marzo de 2001, las hijas de la caridad de San Vicente de Paúl iniciaron su labor en el sector El Boro de Alto Hospicio. Comienza así un lento pero efectivo trabajo domiciliario debido a la falta de un lugar físico.

El 19 de abril de ese mismo año se produjo el primer acercamiento a Bienes Nacionales a través de una carta firmada por el Obispo de Iquique Monseñor Juan Barros Madrid, con el objetivo de solicitar terreno para poder edificar una Capilla. El 7 de mayo, la Secretaria Regional Ministerial de entonces entregó el sitio para la construcción de un nuevo templo. En cuanto a la estructura del nuevo templo, esta se realizó mediante el traslado de la antigua Capilla Jesús Mensajero de la Paz del sector La Negra.

Después de realizar algunos arreglos a la edificación, el 4 de noviembre de 2001 Monseñor Juan Barros Madrid inauguró y bendijo las instalaciones de la Capilla de San Lorenzo y la Gruta con el nombre de Medalla Milagrosa.

En Alto Hospicio
  • c) Santa Gertrudis

Fruto del arduo trabajo de los fieles y en vista de la necesidad pastoral existente y gracias al generoso aporte recibido de algunos donantes, el 27 de diciembre de 2002 Monseñor Juan Barros Madrid autorizó la construcción de una Iglesia dedicada en honor de Santa Gertrudis, ubicada en calle Los Álamos con calle Dos de la Villa Eduardo Frei de Alto Hospicio.

Monseñor Juan Barros Madrid la bendijo el 1 de diciembre de 2002, y debe su construcción a los aportes de algunos benefactores de la Fundación Ayuda a la Iglesia que Sufre y a la Fundación Cultural y Agrícola de La Dehesa.

En Alto Hospicio
Parroquia Sagrado Corazón de Jesús

Cuando los padres de la Sociedad Misionera de San Columbano entregan la Parroquia Nuestra Señora de la Paz a los sacerdotes Salesianos, inmediatamente focalizaron su atención y dedicaron su valioso trabajo pastoral y evangelizador en el sector sur de Alto Hospicio. Esto debido a que la proporción de templos en relación a la rápida expansión producida, hizo imperiosa la construcción de una segunda parroquia para la atención de esta localidad. Esta vez bajo la advocación del Sagrado Corazón de Jesús, en el sector sur de Alto Hospicio.

Es así como el 25 de marzo de 2003, Monseñor Juan Barros Madrid decretó erigir la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús de Alto Hospicio, abarcando el sector sur de la Ruta Iquique-Pozo Almonte y nombró como su primer Párroco al sacerdote Joseph Larkin O'Brian y Vicario Parroquial al sacerdote Thomas Hanifin.

Bajo la jurisdicción de la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús encontramos las siguientes capillas:

En Alto Hospicio
  • a) San Columbano

Debido a la necesidad imperiosa de cubrir de mejor manera este extenso territorio, el sacerdote de la Sociedad Misionera de San Columbano, George Hogarty, fundó la Capilla Jesús Mensajero de la Paz en 1998 en el sector de Santa Rosa.

En la noche de Navidad del año 2001 se bendijo una nueva Capilla, gracias a la generosidad de los Padres Columbanos y de la Fundación de Viviendas Hogar de Cristo. Entonces la estructura de la Capilla antigua fue trasladada al sector de El Boro (actual Capilla San Lorenzo).

Durante el año 2004 la comunidad planteó cambiar su nombre por el de San Columbano. El Obispado, teniendo presente la fundación de la nueva Comuna de Alto Hospicio y el trabajo pastoral pionero y abnegado de los Misioneros de San Columbano en estos necesitados sectores, aprobó esta solicitud.

Actualmente en torno a esta Capilla se realiza la Catequesis Familiar y funciona un Comedor Fraterno.

En Alto Hospicio
  • b) Santa Teresa de Jesús de Los Andes

El sacerdote de la Sociedad Misionera de San Columbano, Mervyn Hanifin ("el padre Tomás"), quien en ese entonces fue administrador del sector, estableció la Capilla "Santa Teresa de Jesús de los Andes" en Alto Molle junto con el padre Joseph Larkin, en Septiembre 2002.

Hoy aporta una importante labor pastoral y evangelizadora con la comunidad aledaña al templo, mediante la catequesis y la misa en el día del Señor.

En Alto Hospicio
  • c) Nuestra Señora del Carmen

Durante 2002 se estableció la comunidad de La Pampa y ha funcionado en la sede vecinal del sector con catequesis y Misas. No obstante, el 1 de mayo de 2004 con la celebración de San José Obrero, el Obispo de Iquique Monseñor Juan Barros Madrid bendijo la primera piedra para la Capilla Virgen del Carmen en dicho sector de Alto Hospicio.

En esta solemne celebración, donde se depositaron cimientos del Santuario de La Tirana, también asistieron el padre columbano José Larkin, Párroco del Sagrado Corazón de Jesús; el Rector del Santuario Nuestra Señora del Carmen de La Tirana, presbítero Marco Ordenes, la señora Christiane Raczynski de Valdés, representante de la Fundación Ayuda a la Iglesia que Sufre; el constructor Fernando Ocaranza, algunos miembros de la Federación de los Bailes Religiosos de La Tirana y fieles de las distintas comunidades de la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús de Alto Hospicio.

En Alto Hospicio
Doce Apóstoles

La capilla doce apóstoles, al no existir una acta formal de su bendición, los vecinos de la comunidad asentaron dicho antecedente el día 22 de diciembre de 1996 debido a que, estando a cargo del padre columbano George Hogarty en una ceremonia solemne junto a monseñor Enrique Troncoso, se procedió a colocar la primera piedra y bendición de los cimientos del templo.

No obstante en el IX Libro de Decretos y Nombramientos del Obispado de Iquique se indica que “debido a la necesidad imperiosa de atender mejor y poder abarcar pastoralmente un mayor diámetro del extenso territorio desde la comunidad parroquial de nuestra Señora de la Paz, y a solicitud del Párroco de dicho templo, el 13 de octubre de 1998 Monseñor Enrique Troncoso decreto autorizar la construcción de una iglesia, ubicada en Av. Los Cóndores esquina pampa perdiz de Alto Hospicio.

Bendígase o conságrese según lo dispuesto en los libros litúrgicos y dedíquese en honor a Los Doce Apóstoles.

El 28 de abril de 2007, con objetivo de mejorar la atención pastoral de los fieles, “oído el consejo Presbiteral, el parecer favorable de la congregación salesiana y a tenor de los cánones 515 y siguientes”, Monseñor Marco Antonio Ordenes Fernández Erigió dicha capilla en Parroquia doce Apóstoles, y a su primer párroco, el padre Iván Rocco Véliz.

También fueron señalados sus límites. Al norte, Avenida Cerro Esmeralda; al este, Avenida Los Aromos; al sur, Ruta A-16 acceso a la comuna de Iquique, y al Oeste, Avenida Circunvalación.

Bajo la jurisdicción de la parroquia Doce Apóstoles se encuentran la comunidad San José Obrero y las siguientes capilla.

En Alto Hospicio
  • a) Santo Padre Pío

En vista de la necesidad pastoral existente, el parecer favorable del Párroco de Nuestra Señora de La Paz y considerando el abnegado trabajo de los fieles del sector, el 27 de diciembre de 2002 Monseñor Juan Barros Madrid autorizó la construcción de una Iglesia dedicada en honor al Santo Padre Pío, ubicada en calle Santa Rosa con calle Tiliche en la Villa Raúl Rettig de Alto Hospicio.

Este templo fue solemnemente bendecido el 29 de diciembre de 2002 y su construcción fue posible gracias especialmente a los aportes de algunos benefactores de la Fundación Ayuda a la Iglesia que Sufre y a la Fundación Cultural y Agrícola de La Dehesa.

El 28 de abril del año 2007, fue desmembrado de la Parroquia Nuestra Señora de la Paz y entregado a la jurisdicción de la Parroquia Doce Apóstoles.

En Alto Hospicio
  • b) Santa Catalina Labouré

Los albores de la comunidad dedicada a Santa Catalina Labouré, se inician en agosto del año 2003, en la junta vecinal de Santa Catalina I. Se reúne por primera vez un grupo de fieles para compartir en torno al altar. 

El sacerdote Juan Carlos Favaretto, párroco de la Nuestra Señora de la Paz, bajo cuya jurisdicción estaba dicha comunidad, ofició la primera eucaristía y el primer domingo de marzo del año 2006, se iniciaron las primeras liturgias, a cargo del hermano Alejandro Cautín, con el apoyo del Ministro extraordinario de la Comunión Carlos Luna y el Diácono Rubén Soto. 

Para el 28 de abril del año 2007, sin embargo, con motivo de mejorar la atención pastoral de los fieles del vasto sector del casco antiguo de Alto Hospicio, fue erigida la nueva parroquia Doce Apóstoles y la ya fortalecida y creciente comunidad de Santa Catalina Labouré, pasa a formar parte de esta nueva jurisdicción a cargo del padre Iván Rocco.

Así con toda la fuerza para lograr la construcción de su templo, los fieles se reunieron y el sábado 13 de mayo del mismo año, realizaron la denominada “operación limpieza” en el sitio donde hoy está el anhelado construido templo.

Ese fue el punto de partida para que la oración y la celebración de la eucaristía se realizara cada semana, primero en el frontis y luego en el interior del sitio dispuesto para dicha edificación. En tanto que el 31 de julio del 2008, fue puesta la primera piedra y el 10 de enero del año 2009 fue consagrado y bendecido por el Pastor de Iquique.

Esta construcción fue posible gracias al generoso aporte de la empresa Constructora Gesta S.A.. Su dueño Hernán Lazcano, junto a su familia,  donaron la edificación de este nuevo templo.

Zona Rural

Parroquia San José de Pozo Almonte

La parroquia San José de Pozo Almonte, perteneciente a la Diócesis de Iquique, tuvo su primer asiento en la antigua Estación de La Noria. Su edificación data del tiempo del  dominio del Perú.

Al comenzar el siglo XX, el incendio de la casa parroquial en 1900 y el surgimiento de importantes asentamientos urbanos hacen emigrar a los habitantes de este lugar. En Pozo Almonte, en cambio, la vida se multiplicaba, se había comenzado a construir un templo que contaba con lo necesario para acoger a un párroco.

Es así que Monseñor Guillermo Juan Carter, Obispo de ese entonces, decreta el 18 de noviembre de 1902 que la sede parroquial de La Noria se traslade a Pozo Almonte, tomando este templo el nombre de "San José de Pozo Almonte" siendo su primer párroco el sacerdote Alfonso Jupín.

Con el terremoto del 13 de junio del año 2005, y debido al asentamiento diferencial que sufrió el terreno, las baldosas sufren diferencias también. Producto de la caída de la campana, se rompe el cielo de madera y las baldosas.

El templo no sufre daños estructurales severos, salvo el imafronte el cual se encuentra parcialmente separado de los muros perpendiculares en la zona superior.

Si bien fueron reparados estos daños menores, las réplicas, el clima, los años y los reiterados movimientos telúricos propios de nuestra región, acentuaron los daños en el templo mismo. Su situación no cuenta con financiamiento para sus estudios ni obras de reparacion. Su reconstrucción tiene un costo aproximado de 22.000.000 de pesos.

Zona Rural

Santuario Santo Tomás de Isluga

Se encuentra en medio del altiplano a 260 kilómetros de la ciudad de Iquique. Su construcción no tiene una data precisa, sin embrago, se estima que fue construido alrededor del siglo XVII, hace unos 200 años, con el objetivo de evangelizar y albergar a los feligreses católicos de la zona.

El 20 de agosto de 1896, cuando Monseñor Guillermo Juan Carter erigió canónicamente las Parroquias que existían en ese entonces el templo de Isluga quedó bajo la jurisdicción de la localidad de Camiña.

En agosto de 1975 fue declarado Monumento Histórico. Es único en su tipo entre los templos atacameños, está compuesto por una sola nave. Posee gruesos contrafuertes laterales escalonados para subir al techo de tejas de arcilla. Al fondo, la piedra de alabastro cubre una pequeña ventana posterior. Tiene portales coronados por un gran arco circular. Está pintada de blanco y rodeada por un muro también blanqueado con cal, coronado con pequeñas arquerías en piedra volcánica y con un arco mayor frente a la entrada. El campanario tiene dos niveles y culmina en una pirámide.

Durante el año se realiza la fiesta del Santo Patrono Santo Tomás el 21 de diciembre y el carnaval (Anata) en febrero. Ambas celebraciones tienen una duración de tres a cuatro días y a ellas asiste la mayor parte de la comunidad. La Parroquia Santo Tomás de Isluga se encuentra en el pueblo del mismo nombre, el cual pertenece al Parque Nacional Volcán Isluga, protegido por la Corporación Forestal (CONAF).

Zona Rural

Parroquia del Santísimo Redentor de Huara

En sus inicios Huara fue Capellanía dependiente de la Parroquia de Negreiros. El en ese entonces párroco de esta última localidad, Justo Urrutia, prestaba desde algunos años los servicios religiosos en este pueblo.

En 1908, cuando Monseñor Martín Rücker era Vicario Apostólico de Tarapacá, algunos sacerdotes Redentoristas de la Provincia de Alsacia se hicieron cargo de la Iglesia de Huara y de la de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro de Iquique. Estos religiosos se encargaban de remitir todas las inscripciones de bautismos y matrimonio a los archivos del templo de Negreiros hasta el 13 de enero de 1912, cuando la Iglesia de Huara fue erigida Parroquia bajo la administración de Monseñor José María Caro.

Los sacerdotes trabajaron en reformar las costumbres, infundir y propagar el espíritu cristiano en esta población tan indiferente como muchos sectores de la pampa en materia religiosa. También quisieron establecer y mantener asociaciones piadosas, fundar y dirigir una escuela parroquial.

En septiembre de 1922, los religiosos redentoristas se retiraron de la Iglesia Parroquial de Huara, quedando al cuidado de proveer esta Parroquia de manera interina el religioso Seglar Hilario Velasco hasta marzo de 1923. El 16 de marzo de ese mismo año, el sacerdote Othon Robert del Convento Franciscano de La Serena tomó posesión de esta comunidad, mientras se realizaban los trámites respectivos para que Roma autorizara la aceptación de este templo como parroquia de la Orden Franciscana Belga y también, para erigir canónicamente dicha Orden en este pueblo.

Los padres de esta residencia han trabajado incansablemente aceptando muchas veces como interinos, las parroquias de Caleta Buena, Pisagua, Negreiros, Camiña, Sibaya y Tarapacá, además de prestar servicios religiosos en Pica y La Tirana.

Por otra parte los padres Franciscanos de Huara, además de hacerse cargo de la Iglesia de dicho pueblo y colaborar en el servicio religioso de las oficinas adyacentes (Ramírez, San Donato, Mapocho, Rosario y Constancia), aceptan tener bajo su responsabilidad gran parte de los pueblos de la Cordillera, y con grandes sacrificios atraviesan arenales, peñascos, pedregales, montes, valles, hasta el límite con Bolivia en busca de los feligreses.

La Parroquia Santísimo Redentor de Huara es atendida por el padre Erich Gauer Eckl, sacerdote austriaco Misionero del Verbo Divino. Bajo la jurisdicción del pueblo de Huara se encuentran Soga, Soca, Fuerte Baquedano, Aroma, Miñita y Miñe Miñe.

Hoy, con financiamiento privado se han realizado trabajos menores de apuntalamiento y despeje de escombros y se reconstruyeron las dependencias parroquiales. Los daños que generó el sismo del 13 de junio de 2005 básicamente fueron la pérdida severa del plomo de algunos paramentos verticales -la falta de rigidez de nudos y entramados- así como el vaciamiento del relleno. Constructivamente se aprecia un resquebrajamiento y caída significativa de los estucos.

Zona Rural

Parroquia de Santo Tomás de Camiña

El pueblo de Camiña se encuentra ubicado a 2380 metros de altitud sobre el nivel del mar, en un ensanchamiento de la quebrada del mismo nombre, siendo el centro de población más importante de la zona. Bajo la jurisdicción de Camiña se encuentran los poblados de Apamilca, Francia, Nama, Altuza, Moquella, Yala Yala, Quistagama, Pumire, Berenguela, Calatambo, Pacagua, Chapiquilta, Cuisama, Yalañusco y Saiña.

Durante la colonia fue el asiento de las autoridades civiles y eclesiásticas y también de la extensa parroquia de su nombre que se extendía hasta la costa, incluyendo al puerto de Pisagua. Fue erigida bajo la advocación de Santo Tomás. La parroquia de Camiña, al igual que la de Tarapacá, son las dos primeras parroquias establecidas por los conquistadores españoles en la región norte del país. Se ignoran sus fechas de ericción aunque consta que en 1613 eran las dos únicas parroquias que existían.

En 1896, con la reorganización general de las parroquias del Vicariato Apostólico de Tarapacá, se le asignaron nuevos límites, contándose entre las poblaciones más importantes a Soga, Liga, Miñe Miñe, Maymaga, Camarones, Isluga, Cariquima y Camiña, además de un gran número de caseríos y pagos.

Tras el terremoto del 13 de junio de 2005, sufrió colapso casi completo de muros longitudinales en el sector de altar, su campanario y encuentro con otras capillas ejecutados en base a sistemas mixtos de mampuestos de piedra aglomerados con mortero de barro y adobes.

Actualmente, unida la comunidad cristiana y el Obispado de Iquique, se encuentra en manos de profesionales el proceso de diseño para su reconstrucción. En tanto se realiza esta labor, y si bien no existe ayuda financiera concreta del Estado ni la Empresa Privada, existe la esperanza en la ayuda económica del Banco Internacional y el Gobierno Regional para el proceso de reconstrucción de este templo. Su restauración tiene un costo de 260.000.000 de pesos.

Zona Rural

Parroquia San Andrés de Pica

El pueblo de Pica situado en la Provincia de Tarapacá a 141 kilómetros de la ciudad de Iquique existía como un caserío de indios antes de la conquista española. Los españoles rezagados de la expedición de Diego de Almagro lo descubren en 1536, estableciendo en él una parroquia de la cual se ignora la fecha en que fue erigida y sus primitivas demarcaciones.

Se sabe que pertenecían a esta Parroquia los pueblos de Pica, Matilla y las pequeñas poblaciones de la Quebrada de Huatacondo. Fue erigida como Curato en 1620 por el Fraile Pedro de Perea. El templo dedicado a San Andrés Apóstol fue levantado varias veces y una de ellas en 1768 por Josef Basilio de la Fuente y por el doctor Matías de Soto.

El pueblo de Pica durante el siglo XVIII, junto al de Tarapacá, constituyen los centros de mayor prestigio económico del Tenientazgo de Tarapacá, dependiente del corregimiento de Arica. Durante la administración eclesiástica peruana del siglo XIX, Pica dependía directamente del Obispado de Arequipa y sus límites jurisdiccionales abarcaban los pueblos de Matilla y La Tirana. Una vez que Chile tomó posesión de la Provincia de Tarapacá en 1880, se creó el Vicariato Apostólico. Posteriormente el 10 de abril de 1896 por auto de erección y demarcación general se establecieron nuevos límites para la Parroquia de Pica.

El 8 de julio de 1897 se autoriza al párroco y vicario de Pica, para que por sí y por medio de colectores pida erogaciones o limosnas para terminar los trabajos del templo parroquial del pueblo. Posteriormente se hicieron cargo de la Parroquia de San Andrés los padres Domingo Lecaros y Luís Friedrich. Bajo la jurisdicción de Pica se encuentran las localidades de Matilla, Quisma, La Huayca, Cancosa, Lirima, Cultane, Collacagua y Laguna del Huasco. Sus fondos documentales se conservan en la notaría del Obispado de Iquique.

La Parroquia de Pica tiene como Santo Patrono a San Andrés Apóstol, cuya fiesta sigue celebrándose con el mismo entusiasmo desde hace más de cien años. Esta templo, declarado Monumento Histórico por Decreto Supremo 745 el 05 de octubre de 1997,  se estructura en base a pino oregón relleno por adobe y estucada por ambas caras.

Como causa del terremoto del año 2005, presenta fisuras en el encuentro entre la madera y el adobe, en revoque, y daños en las fundaciones posteriores del templo, además del desprendimiento de estuco.

Las réplicas, el tiempo y los constantes movimientos telúricos propios de nuestro país y nuestra región, han agravado la situación arquitectónica del templo de Pica. Actualmente, y debido a dicha circunstancia, la empresa Minera Doña Inés de Collahuasi, entregó los dineros necesarios para su restauración, lo que se encuentra en proceso. Su restauración tiene un costo de 230.000.000 de pesos.

Zona Rural

Parroquia San Nicolás de Tolentino de Sibaya

El 24 de octubre de 1895 se declara que el Vicario de Tarapacá, ejerce sobre la antigua parroquia de Sibaya, todas las facultades y derechos que tiene en la parroquia de Tarapacá, debiendo considerarse ambas como una sola parroquia, hasta nueva resolución.

Debido a que no existen antecedentes precisos de la construcción de esta Parroquia, y ante la necesidad imperiosa de delimitar la jurisdicción de cada templo existente en el Vicariato Apostólico de Tarapacá, Monseñor Guillermo Juan Carter decretó canónicamente la erección de la Parroquia de Sibaya, bajo la advocación de San Nicolás Tolentino y le designó sus límites.

Pertenecen a la jurisdicción de Sibaya, los asentamientos de Chusmiza, Usmagama, Limaxiña, Mocha, Huaviña y las Estancias de Achacagua y Ococo.

La construcción de este templo, del cual no se tienen antecedentes exactos, se conforma principalmente por muros longitudinales y transversales de mampostería de piedra aglutinados con mortero de barro, existiendo también sectores menores confeccionados con ladrillo de adobe tradicional. Cuenta con un sistema de doble muro el cual entrega un espesor total de 1,2 mts aproximadamente. El muro interior da el plomo en el recinto de la nave recibiendo el estuco de terminación, y el muro exterior se comporta a modo de “contrafuerte corrido” y en algunos casos es inclinado o se escalona. La cubierta es en base a tijerales de madera con cubierta de plancha metálica corrugada “calamina”.

Es importante considerar que la estructura, antes del terremoto del 13 de junio del año 2005, no se encontraba totalmente sana, dado que estas edificaciones por su edad, a lo menos 300 años, tienen a su haber distintos terremotos, reparaciones y alteraciones de su forma original.  Con estas razones y el fuerte sismo, terminaron por colapsar totalmente los muros de mampostería de piedra aglutinados con mortero de barro, además de la estructura de techumbre del templo, lo que hasta hoy lo mantiene en el suelo.

Pese a los más de tres años transcurrido desde el terremoto, recién fue evaluada la situación de este templo y aprobado el financiamiento para su Estudio de diseño en el SERPLAC.  Su reconstrucción tiene un costo aproximado de 180.000.000 de pesos.

Zona Rural

Parroquia San Pedro de Pisagua

Este templo fue erigido antes que el territorio pasara a manos de Chile. Hasta aquel momento no existían datos precisos de su erección ya que Pisagua era Vice Parroquia de Camiña, y por lo tanto no hay acta de erección. Cuando el Ejército chileno tomó posesión de esta localidad el 2 de noviembre de 1879, a consecuencia de un incendio que afectó a la comunidad, quemándose la Iglesia y la casa parroquial, el Jefe Político de ese tiempo Francisco Valdés Vergara ordenó reconstruir Pisagua en 1880.

Después de la ocupación chilena, el Vicario de Iquique nombró al padre Marco Aurelio Herrera, y el 10 de abril de 1896 se llevó a cabo la erección de la Parroquia del pueblo, comprendiendo además a Pisagua, Junín, Zapiga, Dolores y otras pequeñas poblaciones.

San Pedro de Pisagua era el único templo en el territorio, sin embargo el 25 de noviembre de 1903 fue devastada por otro incendio que destruyo casi todo el pueblo. Pero la necesidad pastoral era más fuerte y la comunidad de San Pedro bendijo nuevamente los cimientos de una nueva Iglesia ahora con el titular del Divino Corazón de Jesús, el 22 de mayo de 1904. Tres años después, el 14 de abril de 1907, Monseñor Martín Rücker bendijo esta construcción casi terminada.

Hasta 1909 fue atendida por el Párroco Agustín Cabezas. En los años siguientes fue atendida por los sacerdotes Vicente Bush, Alfredo Araya, Carlos Ugalde, Camilo Araya, Ramón Ortega, Oscar Rubke, Carlos Pellegrinis, Pedro Claramount, Carlos Ruiz. En 1936 queda sin párroco hasta 1966 cuando asume Pedro Terraba. Actualmente, si bien  no cuenta con la presencia de un Párroco estable, la denominada Unidad Pastoral Costa Norte, a cargo del ministro Milton Jorquera, se encarga del trabajo pastoral en dicha parroquia.

Este templo, Monumento Nacional por decreto 780 el 03 de diciembre de 1990, está construido en base a estructura de madera. Si bien no tuvo daños significativos en su estructura a causa del terremoto del 13 de junio del año 2005,  sufrió deterioros constructivos y desaplomos. Su restauración tiene un costo aproximado de 18.000.000 de pesos.

Zona Rural

Parroquia Santa Rosa de Lima de Jaiña

El 28 de enero de 1906 Monseñor Guillermo Juan Carter propuso crear dos nuevas parroquias en el Vicariato Apostólico de Tarapacá. Una en el Alto de San Antonio y cita en la Parroquia de la Noria; y la otra en Jaiña, en la Parroquia de Sibaya.

En el Auto de Erección de este templo se considera que el buen servicio religioso hace indispensable crear una nueva Parroquia para que el cura atienda a las poblaciones de Jaiña, Chiapa, Sotoca, Sipiza, Guasquiña y demás poblaciones vecinas que están a tan larga distancia del asiento de la Parroquia de Sibaya.

El mismo texto determina que la nueva Parroquia de Santa Rosa de Lima de Jaiña, comprenderá las poblaciones o lugares denominados Jaiña, Chiapa, Sotoca, Sipiza, Guasquiña, Aroma, Sibaya, Sacsagane, Chusmiza, Cancosa y Ariguilda. Además todos los demás lugares y las poblaciones que, en adelante, se construyan dentro de los límites de la parroquia.

Zona Rural

Parroquia Nuestra Señora del Rosario de Mamiña

No existen antecedentes precisos de la fecha de erección de la Parroquia Nuestra Señora del Rosario de Mamiña, no obstante, según consta en documentos antiguos, el templo tiene una data de hace más de doscientos años.

Cuando la Provincia de Tarapacá dependía del Obispado de Arequipa, bajo la dominación del Gobierno de Perú, existían las Parroquias de Tarapacá, Camiña, Sibaya y Pica. Con estos antecedentes y la necesidad imperiosa de delimitar la jurisdicción de cada templo, el 20 de agosto de 1896 el Vicario Apostólico de Tarapacá decreta sea erigida canónica la Parroquia de Mamiña bajo la advocación de Nuestra Señora del Rosario. Bajo su jurisdicción se encuentran las localidades de Parca, Quipisca, Macaya, Iquiuca y Cerro Colorado.

Este templo, cuya materialidad predominante es en base a mampostería de piedra aglutinada con mortero de barro y algunos sectores de adobe y otros refuerzos de hormigón armado, en la torre. El terremoto del año 2005, provocó daños en los muros longitudinales (grietas) y en los cruces del transepto con vaciamientos menores y pérdidas del plomo. También se fracturaron sus contrafuertes.

La reconstrucción de la Parroquia Nuestra Señora del Rosario de Mamiña, fue bendecida  e inaugurada  el 9 de mayo del año 2008, gracias al financiamiento de la Compañía Minera Cerro Colorado. Su reconstrucción tuvo un costo de 320.000.000 de pesos.

Zona Rural

Parroquia San Lorenzo de Tarapacá

Junto con los conquistadores españoles, llegó a Tarapacá la devoción a San Lorenzo, convirtiéndose en el patrono del lugar. En el siglo XVIII son los propios mineros quienes construyen el templo y celebran y costean la fiesta.

En 1997 los administradores de El Escorial, a petición de Monseñor Enrique Troncoso Troncoso, accedieron a enviar un trozo del hueso del cráneo (ex ossibus capites) del santo mártir al templo.

Actualmente este Monumento Nacional, gracias al financiamiento de las mineras Doña Inés de Collahuasi y Cerro Colorado, se encuentra siendo reconstruido debido al colapso total que sufrieron sus muros y techumbre tras el terremoto del 13 de junio de 2005.

Unidad Pastoral Costa Sur
  •  Capilla María, Estrella del Mar  

Ante este panorama fue que la construcción de la Capilla “María Estrella del Mar” de Chanavayita, en su obra gruesa, se consolidó en el año 1998, gracias al aporte de entidades extranjeras, el Obispado de Iquique y la comunidad Católica de dicha caleta. 

El domingo 6 de julio del año 2003, fue agregada a la Pastoral Costa Sur la Caleta Chanavayita ubicada a 58 kilómetros de Iquique. Se encontraba en las mismas condiciones que las anteriores, no existía una comunidad de base a pesar de contar con la Capilla "María, Estrella del Mar" que se encontraba sin terminar las obras fina y sin cierre perimetral.  Actualmente se encuentra con todo su interior estucado y pintado, el piso con cerámica, encielada, se esta trabajando en el cierre perimetral y la construcción del un salón multiuso para la comunidad.

Unidad Pastoral Costa Sur
  • Capilla San Pedro de Caramucho
El 13 de Julio de 2003, se incorpora la Caleta de Caramucho ubicada a 54 kilómetros de Iquique, sin comunidad ni Capilla. Las primeras celebraciones se realizaban en el ante jardín de la casa de la familia Pizarro-Torres, y la preparación para la primera Eucaristía en la plaza de juegos de la caleta. 

El 2 de Diciembre de 2005, en la Comunidad de San Pedro de Caramucho Monseñor Marco Antonio Ordenes Fernández, inaugura la Capilla, construida con aportes del Obispado de Iquique y el año 2007 se construyo un salón multiuso con ayuda de Cuaresma de Fraternidad del Obispado de Iquique y ayuda de la Comunidad de “San Pedro”.

Unidad Pastoral Costa Sur
  • San Lorenzo de Chanavaya
Desde el 12 de Abril de 2003, las Liturgias Dominicales se realizaron en distintos lugares como: la sede social, la sala de la posta médica, un pequeño techo donde está la imagen de “San Pedro”,  y la roca donde estaba la imagen de “San Lorenzo”, lugar que ocupa actualmente la Capilla “San Lorenzo” de Chanavaya. Las catequesis de la primera Eucaristía de realizaban en el embarcadero, algún bote abandonado o el alero de alguna casa. 

Durante el mes de agosto de 2004, desde la Fundación de Viviendas Hogar de Cristo de Santiago llegaron a Iquique los paneles y bases para la construcción de tres Capillas en las comunidades de San Lorenzo de Chanavaya, María auxiliadora de Río Seco y San Marcos en la Caletas del mismo nombre. Las cuales se fueron inauguradas el 23 de Noviembre de 2004 por Monseñor Juan Barros Madrid.

Unidad Pastoral Costa Sur
  • Capilla María Auxiliadora de Río Seco
Al inicio de esta comunidad, la Liturgia Dominical se celebraba en distintos lugares como: la casa de algunas vecinas, la sede social Hijos de Río Seco, y la pérgola de la casa de la familia Covarrubias-Fernández. Fue consagrada y bendecida el 23 de Noviembre de 2004, por Monseñor Juan Barros Madrid, luego que desde la Fundación de Vivienda Hogar de Cristo, donaran los paneles para su construcción.
Unidad Pastoral Costa Sur
  • Capilla San Marcos de San Marcos
El 12 Abril del 2003, en fiesta de la víspera de domingo de Ramos, se inician las Liturgias Dominicales en la pérgola del restaurante San Marcos de propiedad de la señora Ana Lucero, pilar fundamental de la creación de la “Unidad Pastoral Costa Sur” y de la comunidad de “San Marcos”. Las catequesis se realizaban en un lugar distinto de la casa mencionada.   

Monseñor Juan Barros Madrid, bendijo y consagró este templo, el 23 de Noviembre de 2004. Su edificación fue posible gracias a la donación de la Fundación de Vivienda Hogar de Cristo.

Unidad Pastoral Costa Sur
  • Capilla Santa Cruz de Cáñamo
Los inicios de esta comunidad, en abril del 2003, fue en la Cruz que se encuentra al lado de la playa, las dificultades del viento, el sol, el frío y la falta de asientos en dicho lugar, no fue obstáculo para realizar las Liturgia Dominicales. En  la Comunidad Católica de la caleta de Cáñamo, Monseñor Marco Antonio Ordenes Fernández bendice la Capilla Santa Cruz, el 19 de diciembre de 2007, construida con aportes del Obispado de Iquique y la misma comunidad.
Unidad Pastoral Costa Sur
  • Capilla Padre Hurtado de Chipana
Fue en Abril del 2003, que esta comunidad empezó a tener vida con las celebraciones de la Liturgia Dominicales, primero en una sala multiuso perteneciente a la Junta de vecinos de Chipana, luego nos pidieron dejar dicha sala, pasamos ocupar una media agua prestada por la familia Jopia-Toro.

El 22 de Enero del año 2008, día del nacimiento del Santo Padre Alberto Hurtado, fue consagrada y bendecida la Capilla “Padre Hurtado”, con aportes del Obispado de Iquique y la comunidad “Padre Hurtado” de Chipana.  

Unidad Pastoral Costa Sur
  • Comunidad Cristo Salvador de Los Verdes
En el mes de Junio del año 2007, con la cooperación  del grupo de Cursillistas “Nueva Esperanza” se da inicio a la evangelización de la Caleta Los Verdes ubicada a 25 kilómetros de Iquique. 

La Comunidad de “Cristo Salvador” de Caleta Los Verdes, en conjunto con el Obispado de Iquique, lleva a cabo esta campaña para levantar la Capilla. Actualmente las Liturgias Dominicales se celebran en la sede social de la caleta y/o en casa de algún vecino de buena voluntar cuando la sede esta ocupada.