Noticias

Fallece ex obispo de la Diócesis de Iquique Monseñor Javier Prado Aránguiz
23 de Junio, 2020
Este 23 de junio ha partido a la Casa del Padre monseñor Javier Prado Aránguiz, quien fuera Obispo de Rancagua entre 1993 y 2004. Fue también obispo de Iquique y auxiliar de Valparaíso.

A la edad de 91 años falleció este 23 de junio monseñor Javier Prado Aránguiz, quien fuera Obispo de la diócesis de Iquique entre los años 1984 y 1988. Cómo diócesis, queremos expresar nuestro sentir y agredecimiento a través del siguiente mensaje: 
 

En las Vísperas de San Juan, y cuando el sol desde su punto más distante de la tierra comienza a volver…Don Javier fue llamado por el Señor al domingo sin ocaso.

            Llegó a Iquique en tiempos muy difíciles para el país, y un tiempo muy difícil para la Iglesia Diocesana.

            Le tocó aprender duramente los dolores que sufría el pueblo…conoció la prisión de Pisagua, la represión sistemática y los estragos de una crisis económica, casi tan devastadora como la actual.

            Le tocó también, conducir una Iglesia Diocesana que entraba en un período de transición, que él condujo extraordinariamente bien.

            Veníamos de un gobierno diocesano que llebaba más de veinte años. Iquique  era como una parroquia grande y había llegado el tiempo de la maduración…hasta allí la llevó Monseñor Valle, su inmediato predecesor.

            Estuvo como obispo sólo cuatro años y encabezó la reforma de la iglesia local. Le dio estructura nueva, más funcional y acorde a los nuevos tiempos. Estableció relaciones personales y profundas, al interesarse de verdad en la historia y en la vida de este pueblo. Aquí conoció la Piedad Popular y se convirtió a ella.

            Tenía una historia personal nítida y clara, pero también tenía un corazón abierto a lo que le pidiera el Señor. Así lo comentó muchas veces…”Estoy abierto a lo que me presente el Señor”…y lo estuvo…se convirtió a la Piedad Popular y se convirtió a las necesidades del pueblo.

            En cuatro años, dotó a la diócesis de un plan pastoral que no existía, de consejos pastorales, de un exitoso Consejo de Laicos, que agrupando las cabezas de los consejos parroquiales, se constituyó en una fuerza pastoral de base de grandes proyecciones.

            Durante su tiempo como obispo marcó un camino, estableció vínculos que nunca rompió y recordó siempre con gran afecto a este pueblo que hoy lo despide con cariño y gratitud.-

Diócesis de Iquique 


Biografía

Nació en Santiago el 8 de marzo de 1929. Hijo de Javier Prado Amor y Adriana Aránguiz Cerda.

Es religioso de los Sagrados Corazones. Ingresó a la Congregación en 1947. Emitió los votos temporales el 28 de marzo de 1948 y los perpetuos el 1 de abril de 1951.

Estudió Filosofía y Teología en el Seminario de los Sagrados Corazones en Los Perales. Hizo un curso de perfeccionamiento y renovación religiosa en Lima, entre julio y diciembre de 1978.

Fue ordenado sacerdote en la Catedral de Valparaíso el 19 de septiembre de 1953 por Mons. Rafael Lira, Obispo de Valparaíso.

Se desempeñó como profesor en el Colegio de los SS.CC. en Santiago (1954-1967), ministro del mismo Colegio (1960-1965), y Rector (1966-1967).

Fue, además, Consejero provincial y Rector en el Colegio de los SS.CC. en Viña del Mar (1968-1975), así como Director espiritual del mismo establecimiento (1975-1984).

Fue Vicario cooperador de la parroquia de D. Juan Evangelista (1982), Pro-Vicario para la educación de la diócesis de Valparaíso (1977-1980), Vicario episcopal para la educación de esa diócesis (1983).

El Papa Juan Pablo II lo eligió Obispo de Iquique el 13 de Junio de 1984. Fue consagrado en la Catedral de Valparaíso el 2 de septiembre de 1984 por Mons. Angelo Sodano, Nuncio Apostólico. Co-consagrantes principales fueron: Mons. Francisco de B. Valenzuela, Arzobispo-Obispo de Valparaíso, y Mons. Eladio Vicuña, Arzobispo de Puerto Montt. Su lema episcopal es: Crux spes unica. Tomó posesión de la diócesis el 8 de septiembre de 1984. Sucedió a Mons. José del C. Valle, quien había renunciado por razón de edad.

El 16 de abril de 1988, Juan Pablo II lo designó Auxiliar de Mons. Francisco de B. Valenzuela, Arzobispo-Obispo de Valparaíso. En Iquique lo sucedió Mons. Enrique Troncoso. Fue también Vicario general del Obispado de Valparaíso.

El Santo Padre Juan Pablo II lo trasladó a la diócesis de Rancagua el 16 de abril de 1993. Tomó posesión de la diócesis el 10 de junio de 1993. Sucedió en Rancagua a Mons. Jorge Medina, trasladado a Valparaíso. El 23 de abril de 2004 el Papa Juan Pablo II aceptó su renuncia presentada por razón de edad.

Residió varios años en la diócesis de Valparaíso y el último tiempo lo vivió en Santiago junto a su comunidad de los Sagrados Corazones.

Desempeñó varios cargos en la Conferencia Episcopal de Chile, destacando la Vicepresidencia que ocupó entre 2000 y 2003. Participó en el I Sínodo de Valparaíso en 1989. Hizo la visita ad limina en 1994 y 2002.

Fuente Biografía: Comunicaciones Rancagua - Comunicaciones CECh

Bolivar 588 - Iquique - comunicaciones.iquique@iglesia.cl