Noticias

Rigoberto Valeria Silva
Diácono Permanente de Iquique partió esta madrugada a la Casa del Señor
15 de Julio, 2009
Pesar y dolor vive la Diócesis de Iquique por el sensible fallecimiento del querido diácono permanente, Rigoberto Emiliano Valeria Silva, quien partió a la casa del Señor a las 01.45 horas de esta madrugada, producto de trombosis mesentérica fulminante que lo afectó en la mañana del lunes 13 de julio.
Nació el 29 de abril de 1950, contrajo el vínculo del sagrado matrimonio con María Martínez el 21 de diciembre del año 1974. Tuvo tres hijos: Juan Jorge y Francisco, quienes hoy también lloran su partida, siempre esperanzados en la Vida Eterna. Fue un hombre protector y paternal, con una fuerte vocación de servicio a Dios y al prójimo. Indulgente, compasivo, caritativo y humanitario, son algunas de las características que sus cercanos más resaltan de él.
Recibió su Ordenación Diaconal el 2 de octubre del año 2004 de manos de monseñor Juan Barros Madrid. Sirvió a la diócesis de Iquique en distintos sectores: en el Equipo de la Pastoral Andina, en la comunidad de la Capilla Santo Padre Pío de Alto Hospicio y San Pedro de Iquique. En los últimos años, estaba también dedicado a la formación de la Escuela de Discernimiento Diaconal de la Diócesis de Iquique y fue designado por monseñor Marco Ordenes como Diácono para el Santuario Nuestra Señora del Carmen de La Tirana.
Este servidor fiel, en toda la extensión de la palabra, partió al lado de Dios a los 59 años de edad, señaló el Obispo de Iquique, quien aseguró "me siento muy afectado, Rigoberto fue un muy buen amigo, muy cercano con la gente, trabajador y dedicado a su familia y al servicio pastoral siempre".
Su cuerpo está siendo velado en la capilla San Pedro, ubicada en Diego Portales con Galvarino, y sus funerales se realizarán el viernes 17 de julio, en hora y lugar por confirmar.
Bolivar 588 - Iquique - comunicaciones.iquique@iglesia.cl